sábado, 25 de janeiro de 2014

La loca del pelo rojo

Julianne  Moore (daqui)

No, no te parecías a Van Gogh
(salvo en el pelo rojo, que, en tu caso,
no era de nacimiento, sino apócrifo).
Te faltaban la barba y el talento,
y las cartas a Theo. Te sobraba
una oreja. Definitivamente
no tenías que ver nada con Vincent.
Pero estabas tan loca como él.
Luis Alberto de Cuenca


Sem comentários:

Enviar um comentário